jueves, 8 de julio de 2010

Terror Informático



Efectivamente, auténtico terror informático me invadió hace unos días cuando, de la manera más tonta, como ocurre siempre con estas cosas, borré la cuenta de correo que amparaba el blog, con lo que desapareció de la circulación al instante.

Se me cayeron los palos del sombrajo y me puse en manos de GOOGLE. Tengo que decir que mi confianza en recuperarlo era nula. Pero enviando sólo dos veces el cuestionario que para estos casos te ofrece el buscador, se ha solucionado el problema.

Hay que pensar mucho los cambios y alteraciones que se hacen en un blog.

Así que aviso a navegantes: ¡¡CUIDADO!!

5 comentarios:

MAMÉ VALDÉS dijo...

Me alegré mucho volver a ver "El Corral de la Longuera" de nuevo por la blogosfera, pensé que se había perdido para siempre como me comentastes el último día que no vimos, has tenido mucha suerte, ya te veía creando "El Corral de la Longuera II", un saludo.

__MARÍA__ dijo...

¡Eh! ¡Sigues aquí!
Yo creí que con la calor se habría derretido tu blog, jeje.

Saludos

caritabaston dijo...

Menos mal que lo has solucionado, y has podido recuperar el corral, me alegro, ahora sabemos que hay que gastar cuidado con los cambio,¡a mí me pasa eso y me harto de llorar, jeje…Un saludo…TONY

Olga dijo...

Qué susto... a mi me pasó con una entrada que borré sin querer, pero gracias a un amigo y a google pude recuperarla. Me alegro de que no haya sido más que un sustito!!!

percival dijo...

Gracias a todos por vuestro interés
Saludos